PARROQUIA DE LA MEDALLA MILAGROSA EN BARRIO CUBA

En los suburbios de San José, Costa Rica, en un área industrial, se encuentra Barrio Cuba, entre el Cementerio Obrero y el cauce del río María Aguilar; es uno de los 16 barrios que componen el distrito Hospital de esa capital. Pertenece a los así llamados Barrios del Sur. Barrio Cuba surgió como conglomerado rural de 50 hectáreas (Germinal) entre fincas de repasto y cafetales en los albores del siglo XX. Su nombre es un homenaje al libertador cubano José Martí y a la familia Pochet, asentada en aquellos parajes.

La imagen urbana de la zona se configuró más tarde: todos los lotes tienen la misma medida, la mayoría son casas de madera con el mismo diseño, retiros laterales, un gran corredor y un zaguán. El tiempo y las grandes torres residenciales que rodean a Barrio Cuba, no parecen haber cambiado mucho su pintoresco paisaje. A partir de los años 70, como del resto en casi todos los Barrios del Sur, el barrio sufre los embates de la delincuencia y la pobreza.

Una enorme población de inmigrantes habita hoy ese sector de la capital costarricense.
En medio del barrio se alza la iglesia Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa, construida en 1947, confiada en sus inicios a los Carmelitas Descalzos y luego a los Misioneros Combonianos.

En una realidad urbana de frontera, tres de nuestros padres realizan su labor pastoral, proponiendo un estilo nuevo de ser Iglesia en la proximidad con la gente para lograr que entre ellos se cree comunión y responsabilidad. La Misa en las calles es prueba de ello, así como las campañas de toma de conciencia sobre los problemas sociales y políticos.
Ellos son el P. Alfredo del Toro, párroco y sus vicarios el P. Franco Noventa y el P. Salvador Bragantini.
Los acompañamos en su valiente servicio para con los más pobres y excluidos de la historia

Podemos seguir todas sus actividades en su página de Facebook: https://www.facebook.com/MedallaMilagrosaBC/

Comentarios cerrados.